domingo, diciembre 02, 2012

El sol también llora, la navidad también a veces resulta ser agria, y las hilanderas de los cuentos también se pinchan los dedos, tiñendo de sangre los blancos telares, la luna también puede ser sórdida y caótica  y los niños a veces no son tan niños, los adultos pueden saltar a veces siendo niños, migrar , oscurecerse de pronto como los atardeceres, a veces los planes no son tan buenos y lo prohibido es mas claro y cristalino que lo que esta a la luz del día , a veces un beso obsceno puede ser la cuna del paraíso donde a los sueños les nacen alas





No hay comentarios.: